Salvemos al bebé Charlie Gard

PIDE AL HOSPITAL DE LONDRES QUE NO DESCONECTEN a Charlie, un bebé de 10 meses

 

Salvemos al bebé Charlie Gard

cerrado
01.000.000
  560.617
 
560.617 people have signed.

Salvemos al bebé Charlie Gard

HAZTEOIR.ORG.- 26 DE JULIO DE 2017 (ACTUALIZACIÓN): Demasiado tarde para Charlie Gard. En los próximos días, los médicos del Hospital Great Ormond Street de Londres lo desconectarán de su soporte vital.

La decisión la han tomado sus padres, Chris y Connie. La decisión más estremecedora y difícil que cualquier padre puede afrontar. Pero el proceso legal para que el Hospital dejara marchar a Charlie a los EEUU ha sido tan largo que para el  pequeño Charlie ya no hay salvación posible.

Gracias por haber sido parte de la inmensa marea humana (más de 558.000 personas en el mundo) que ha firmado la petición de HazteOir.org y CitizenGO en diferentes países. Un auténtico ejemplo de solidaridad el que has dado, nuestra gratitud infinita en nombre de los padres.

Tú, y cientos de miles de personas más, has conseguido lo impensable: globalizar la historia de Charlie, hasta el punto de que personalidades como el papa Francisco y el presidente de los EE.UU., Donald Trump, han presionado para que los médicos del Hospital y a los jueces británicos le permitieran viajar para realizar el tratamiento experimental que tal vez pudiera salvar su vida.

Ya no sabremos nunca si habría funcionado. En enero o en abril, tal vez. Ahora ya no.

El diagnóstico de los facultativos del Great Ormond Street Hospital fue desde el principio que Charlie, aquejado de una rara enfermedad mitocondrial, debería recibir cuidados paliativos y "morir con dignidad".

Rechazaron el deseo de los padres de Charlie de llevar a su hijo a los Estados Unidos para ser tratado por el Dr. Michio Hirano en enero. Decían que no podría salvarlo. Pero este neurólogo sostenía, y otros expertos también, que había una posibilidad significativa de mejora para el pequeño, entre un 11% y un 56 %.

Después de esto, la familia Gard pasó 4 meses luchando en los Tribunales, cuyas decisiones son difíciles de entender: primero los jueces británicos, y luego el Tribunal Europeo de Derechos Humanos a finales de junio, negaron el derecho de los padres de Charlie a decidir sobre su vida.

Y luego llegaste tú, con tu firma. Miles de ciudadanos como tú, un reguero de firmas cada día de personas con el alma en vilo por el destino de este pobre niño de 11 meses. Los padres entregaron las firmas al Hospital, el papa Francisco presionó, Donald Trump apoyó al pequeño. Más y más firmas.

Y conseguiste lo impensable:

  • El 10 de julio, durante la audiencia preliminar, el juez Francis acepta las 350.000 firmas (aún quedaban por llegar 200.000 firmas más) de HazteOir.org y CitizenGO y el abogado del hospital admite que la presión internacional les obliga a solicitar una nueva audiencia.

  • El doctor Michio Hurano, a instancias del juez, viaja a Londres para evaluar a Charlie en persona la semana pasada. Lamentablemente, su diagnóstico esta vez fue concluyente: la estructura muscular de Charlie se había deteriorado más allá del punto de rehabilitación.

A la vista de estos resultados, durante la audiencia del lunes, los padres de Charlie Gard se vieron obligados a poner fin a su larga batalla legal para salvar la vida de su hijo. Fue un momento desgarrador. Hasta el juez tenía lágrimas en los ojos.

Chris y Connie ya no pedirán que se le permita a Charlie ir a los Estados Unidos para recibir tratamiento para salvar vidas. En lugar de eso, pasarán el último momento de la vida de Charlie con él, en paz, ya que los médicos del Great Ormond Street Hospital planean retirarle el apoyo vital esta semana.

Te ruego oraciones por ellos, si eres creyente. Es un momento terrible. Charlie iba a cumplir un añito el próximo 4 de agosto. Ya no será posible.

¡Gracias por haber tratado de salvarle la vida!

---------------

HAZTEOIR.ORG.- 4 DE JULIO DE 2017: En cuestión de horas, los médicos del Great Ormond Street de Londres podrían retirar la sonda a Charlie Gard, un bebé de 10 meses de edad con una enfermedad rara, y dejarlo morir.

A sus padres, que luchan angustiosamente por salvar a Charlie y llevarlo a EE.UU. para que reciba un tratamiento experimental, les están diciendo que la vida de su hijo no tiene ya ningún valor, y que es mejor que se rindan.

Casos terribles como el de Charlie podrían ocurrir mañana en España si se impone la eutanasia y el suicidio asistido, que partidos como Podemos y el PSOE han metido en la agenda política.

Únete a esta campaña global en varios países para salvar la vida de Charlie. Pide a los médicos del Hospital de Londres y al embajador británico en España que permitan a los padres llevar a su hijo a los EEUU.

El Papa Francisco y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, han mostrado estos días su apoyo a que los padres puedan cuidar de Charlie hasta el final.

Charlie nació en agosto de 2016 con una enfermedad muy grave y casi siempre mortal, el síndrome de agotamiento mitocondrial: sufre un daño cerebral severo, es incapaz de respirar por su cuenta y padece frecuentes convulsiones.

En marzo, los médicos decidieron que no podían hacer nada más por Charlie y recomendaron a sus padres, Connie y Chris, que le retiraran la sonda.

En otras palabras: dejarlo morir de hambre y de sed.

Pero los padres de Charlie, lejos de rendirse, siguieron luchando por su bebé. Recaudaron 1,3 millones de libras para pagar un tratamiento experimental en EE.UU e iniciaron una batalla legal contra el hospital, que de acuerdo con la legislación británica, quería detener el tratamiento y desconectarlo.

Hace unos días perdieron su última apelación ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, que da la razón a los jueces británicos y autoriza a los médicos del Hospital a dejarlo morir.

El drama de Charlie irrumpe en un momento en que en España, partidos como Podemos y el PSOE están apostando por que se apruebe una ley de eutanasia que plantea innumerables interrogantes éticos y jurídicos.

Es muy urgente. Únete ahora a ciudadanos de todo el mundo y pide a los médicos del Hospital de Londres y al embajador británico en España que permitan a los padres una última oportunidad de salvar la vida de Charlie.

Contra la voluntad de sus padres, los médicos del Great Ormond Street Hospital han decidido que Charlie estaría mejor muerto. Pero el hospital no puede jugar a ser Dios y determinar si vale la pena dejar vivir a Charlie.

Charlie Gard es un símbolo de la cultura del descarte que se impone. La consideración de la vida como un bien relativo que solo merece ser vivida si cumple unos estándares de calidad, como los electrodomésticos.

Esta es la filosofía de los partidos que promueven las leyes de la muerte también en España.

Firma aquí esta petición urgente dirigida al Great Ormond Street Hospital para salvar la vida de Charlie. Porque, a pesar de la sentencia, el hospital todavía podría rechazar quitar el soporte vital a Charlie y permitir que sea transportado a los Estados Unidos.

Al menos, si ocurre lo peor, sus padres habrán podido acompañarlo hasta el final como es su deseo.

+ Petición a:

Esta petición ha conseguido una...

Closed!

Salven a Charlie Gard

Sr. Director del Great Ormond Street Hospital de Londres (en copia el Sr. Simon Manley, Embajador del Reino Unido en España):

Estoy conmovido por la historia de Charlie Gard.

Le imploro que permita a sus padres usar sus fondos personales para transportarlo a los Estados Unidos y que reciba tratamiento.

Es inaceptable que se hayan negado a satisfacer los deseos de sus padres y que en su lugar hayan decidido quitarle el apoyo vital que lo matará.

¡Por favor, salven a Charlie Gard! No le retiren el soporte vital. Esta decisión deben tomarla sus padres. No es competencia del Estado o del hospital tomar estas decisiones en su lugar.

Yo, y toda la comunidad internacional, estaremos indignados si dejan morir a Charlie Gard.

¡Muchas gracias!

-------

Great Ormond Street Hospital (adding in copy Mr. Simon Manley, British Ambassador to Spain):

I am distressed with the story of Charlie Gard.

I implore you to allow Charlie Gard’s parents to use their personal funds to transport him to the United States to receive treatment.

It is unacceptable that you have refused to follow the wishes of his parents and have instead decided to remove his life support, which will kill him.

Please save Charlie Gard! Do not remove his life support. This decision should remain where it belongs, with his loving parents. It is not the purview of the state or the hospital to make these decisions for his parents.

I, and the entire international community, will be outraged if you kill Charlie Gard.

Thank you very much.

Atentamente,
[Tu nombre]

Salvemos al bebé Charlie Gard

¡Firma esta petición ahora!

01.000.000
  560.617
 
560.617 people have signed.